Chini.png nos cuenta la experiencia de "Ctrl+Z", canción por canción

Chini.png_02

“Ctrl+Z” es como se titula el tan esperado debut oficial de Chini.png, artista de la escena indie chilena que a través de cuatro vivas canciones, aborda -de forma real y a flor de piel- temáticas conceptuales como los errores del pasado, de aquellos que se incrustan en la mente al punto de ser una maldición, mirados desde un nuevo ángulo más fresco, lejano, humorístico, y lo más importante, lleno de aprendizaje. Por algo el Ep se llama “Ctrl+Z” y no “Suprimir” o “Delete”; sino que retroceder al paso anterior.

Una forma de ver las cosas a través de lo artístico que inevitablemente genera la más pura y aceptada concentración de sentimientos encontrados, ornamentados con increíbles pincelazos de bossa, rock y folk. “Ctrl+Z” es un pasaje por los recuerdos y auto conocimiento a través de la música.

“Me hace gracia que las canciones fueron creadas, muchas veces, a partir de errores, musicalmente hablando. Me causa gracia también haber hecho un disco de las canciones que no son la primera opción, he ahí el por qué de la canción “Plan C”, por ejemplo”, comenta Chini.

La placa fue producida por Martín Perez-Roa -quién también está detrás de los bajos y teclados- en Estudios Niebla y masterizado por Arturo Zegers en Estudios 050, del colectivo Estudios Triana. Otro anecdótico dato es que las baterías fueron tocadas en vivo alternadamente por dos de los músicos que la compositora más admira, Pepe Mazurett de Niños del Cerro y Lele Hopzapfel, baterista de Adelaida y Camila Moreno quién además se encargó de grabarlas.

Por otra parte, los tiempos extraños condicionan el lanzamiento, ya que como explica la artista, “es extraño emocionalmente, uno se siente un poco culpable por un lado porque están pasando cosas y es extraño hablar de uno mismo en un momento como este, donde hay tanta gente pasándolo mal”, sin embargo, también está la intención de que “un otro a encontrar una canción que lo identifique en un momento como este”.

“He sentido que ha habido una súper buena acogida, más de lo que esperada. Por un tiempo esperé algún momento correcto ya que terminé el disco el segundo semestre de 2019, pero en realidad hay que tratar de quitarle un poco el ego al compartir las cosas y esperar ese “mejor momento”. Siento que los músicos a veces quieren darle un poco el palo al gato y esto que está pasando está quitando un poco esa ansiedad porque uno se da cuenta que hay cosas mucho más importantes”, explica.

Y para profundizar más aún el trasfondo del EP, Chini.png conversó a través de las facilidades que nos brinda la tecnología con LaRata.cl. Te recomendamos leer esta entrevista escuchando “Ctrl+Z”, ponle play y disfruta…


Plan C

Plan C juega con una dualidad. La primera parte es más salvaje y eléctrica, tiene que ver con la urgencia de querer conocer al otro cuando uno empieza a enamorarse y como eso te permite adentrarte en sus oscuridades, a veces en lugar de trabajar en unx mismx buscamos el refugio en otro, sobre todo si otras partes de nuestra vida se están desmoronando y uno está mal.

La segunda parte, más desnuda de arreglos y más intimista, tiene que ver con confesar que el amor es solo para olvidar nuestra propia mortalidad, en la imagen clara de estar acompañando a alguien que se esta intentando desintoxicar de algo. Decirle o pensar en alguien como un plan C es muy hiriente, tiene que ver con defenderse frente a alguien que nos da por sentado antes de empezar, por el mero hecho de unx ser amable y también con no querer admitir que quizás es nuestro plan A.


Triángulo de las Bermudas

Musicalmente tiene que ver con una nostalgia de un recuerdo inexistente, algunos colores orientales mientras en la letra intento expresar una dualidad interna entre lo masculino y lo femenino, como eso decanta en deseo, o como decanta en controlar delirios de grandeza, más propios del estereotipo exitista masculino: qué partes de mi masculinidad sí quiero salvar, qué quiero cuidar y quiero a su vez que se respete.

Tiene que ver con esos sueños dónde se develan los secretos que a veces uno no se cuenta a sí mismx. Y la revelación de que ciertos triángulos amorosos o desamores tienen que ver al final con una medición de fuerzas o algo más político de fondo que unx quisiera respetar de unx mismx. Nuevamente está el tema de evadirse hasta que de algún modo te llega en sueños la información.

Fisura

Fisura es una canción sobre el dolor de no sentirse hegemónicamente bellx. Sentir que todx esta dado para ser correspondido por el ser amado mientras este es demasiado superficial para no centrarse en esa aparente discordancia entre ambos. Habla de lo horrible que son algunas personas por dentro, y que a nadie pareciese importarle, mientras se vean bien.

Al final hay como a la vez una confesión de estar completamente hasta las patas por esa persona, más allá de todo el análisis racional anterior, de entender que al final es como una atracción honda, un deseo biológico, animal. La canción musicalmente se apila y complejiza un poco, graficando de algún modo el tumulto mental, y deja entrever los problemas de relacionarse en general con cualquier otra persona cuando se tiene una condición mental diferente.

Termina con un audio final de un video gringo de los años 50 sobre porque debemos arreglarnos antes de salir a la calle que define el sentir: “(…) en las amistades y en los negocios, porque tu éxito depende en gran medida de cómo te ves”, hablando de la hipocresía de ser música y mujer, conflictuada entre la caricatura sexual y el genuino interés estético por el hecho de ser artista. Puedo manipular mi imagen hasta el acabose como ejercicio visual, pero siempre estaré “mal del mate” de fondo y odio la romantización de esto último.


Fricativa velar sorda

En fonética se usa para describir la forma que hace la boca para pronunciar letras como la “j” o la “g”. Es una manera de ocultar la inicial de él o la verdadero/a destinatario/a de la canción. Todas las maquetas se llamaban con el nombre, y al ser algo que no perduró en el tiempo me daba vergüenza sacarla con ese nombre. Por otro lado saqué el rollo de que tal y como cambia el sonido de una “g” dependiendo si la acompaña una “u” o una “ü” (por ejemplo las diferencias al pronunciar “agüita” versus “guitarra”). Lxs seres humanxs a veces parecemos cambiar y ser volubles dependiendo de quién nos acompaña.

Es sobre empezar a cambiar progresivamente, y sin darse cuenta, en torno al ser amado. Estar tan enamorado que uno no se da cuenta de que en verdad no hay tema, reciprocidad o un lenguaje común entre ambos y que es unx el que más bien esta poniendo la energía e ilusión en una especie de relación, antes de que esta esté de hecho desarrollándose como tal, más allá de un enamoramiento furtivo.

El video mantiene esa ilusión, esta vez resignificada con imágenes del estallido social. “Será posible que sintamos lo mismo ahora?” esta vez como una pregunta a los vecinos, a quienes te acompañan en la marcha, a quienes conforman una ciudad, país e incluso el mundo. Estar en el estado febril de gritar al unísono, teniendo la esperanza de que esta vez, quizás, sí pase algo nuevo. El momento eufórico de descubrir el poder de las personas cuando se unen. La frase final “Quiero estar siempre ausente”, que se repite varias veces, cortándose al final dejando solo “quiero estar siempre”, la pienso mucho como esas personas que quedan en nuestra memoria, que nos acompañan más allá de si siguen siendo nuestros amigos, o si siguen con vida.


La portada

La portada, al igual que la portada del single, cuenta con una imagen de fondo y un bordado al frente. La portada del single “Fricativa Velar Sorda” tiene un dibujo libre hecho por Sebastian Riffo, percusionista de lxs Technicians, quién es además un increíble artista visual y se desarrolla en distintas disciplinas.

El bordado de Fricativa fue hecho por mí -basado en un videojuego y representando una mini calavera- avisando un poco lo que será la siguiente portada. La portada del EP entonces, también tiene otro bordado de calavera, pero este me tomó alrededor de un año hacerlo, y recuerdo que ese año cuando estaba terminándolo estaba muy deprimida y me sentía atrapada en una vida detestable, en otra ciudad, con un pololo que me ignoraba y cuando no me ignoraba era violento conmigo. Creo que de un modo u otro estaba pidiendo ayuda haciendo mi bordado, pero tampoco se lo mostraba a nadie, estaba alejada de familia y amigos. Me gusta resignificarlo ahora en algo que para mí es motivo de alegría, como lanzar un EP. Si bien esta portada representa unos sueños que tenía el año pasado sobre el fin del mundo, sentía que estaba pasando en ese momento; poco sabía que en realidad faltaban algunos meses para que empezara realmente un nuevo movimiento.

La foto de fondo es del arquitecto Juan Gubbins (hermano de Tomás Gubbins, guitarrista a quien admiro mucho y que formó parte de una de las primeras bandas de Diego Lorenzini, “Varios Artistas”) y me pareció que además de los colores que me gustaban mucho, representaba muy bien ese vacío de gente. Ahora me parece muy extraño verla porque la terminé como en junio-julio del año pasado, y siento que esa pista atlética debe estar así en este preciso momento.


Ficha técnica

Todas las canciones compuestas y escritas por Chini Ayarza
Producida, grabada y mezclada por Martin Perez Roa en Estudios Niebla
Mastering por Arturo Zegers en Estudio 050

Voz, Guitarras, teclados y samples: Chini Ayarza
Batería y percusiones: Gabriel “Lele” Holzapfel
Teclados y Arreglos adicionales: Martín Perez Roa

Arte de Portada:
Foto Pista atlética: Juan Gubbins
Bordado Videojuego: Chini.png
Diagramación: Diego Lorenzini

Comentarios

CONTENIDO RELACIONADO