Gepe en Trotamundos Quilpué: Color y frescura para enfrentar el calor

Gepe-Trotamundos-Quilpue

Siete de la tarde en pleno centro de Quilpué y los más de treinta grados que se hacían notar durante la jornada comenzaban a descender. El verano llegó de golpe en una ciudad que se ha visto activa con el calor de las movilizaciones. Esa tarde las sombras no daban abasto.

Tras la apertura de puertas los outfits veraniegos asomaban. Colores, gorros, sombreros y vasos de cervezas se repetían en las primeras filas. El patio, comparado con el acceso al bar, era bastante fresco y agradable ad portas de las 20:00 horas, en donde el calor seguía siendo protagonista y la música sería la forma de combatirlo.

El primero en saltar a escenario fue Oddo. El músico de trap volvió al escenario de la quinta región tras presentarse por última vez hace un año, abriendo el show de Francisca Valenzuela. Luces violeta y azules, junto con el humo que se disipaba alrededor comenzaron a hacer frente a la infernal temperatura. Junto a Pablo Jara y Macarena Campos (también integrante de la banda de Bronko Yotte), abrieron el primer concierto del verano con nueve canciones como Quiero Enamorarme y Nada por Quebrar.

Minutos después los miembros de la banda de Gepe comenzaron a salir a escenario. El sanmiguelino los siguió al son de “Prisionero”, el single que marcó su 2019, junto con su llegada a Sony Music. Tal como en el porvenir del concierto, pasó desde el centro del escenario a la batería para interpretar algunas de sus canciones, como “Marinero Capitán” y “Alfabeto”.

Espacio para todo referirse a todo este proceso social lo hubo, cuando el músico interpretó “Joane”, que es parte de su último disco ‘Folclor Imaginario’, y reversionó Deja la vida Volar de Víctor Jara. Como ha sido la tónica en Trotamundos este último mes, cánticos como “El que no salta es paco” se hicieron presente antes, durante o después de los shows.

El cuerpo de baile integrado por Yeimy Navarro y Valentina Carrasco cambiaba los vestuarios, de distintas tonalidades, para varias de las canciones que conformaban el setlist, compartiendo escenario con la banda del autor de TKM y Hablar de ti, desde Franz Mesko y Claudia Mena en saxo y guitarra respectivamente, hasta Daniela Riquelme y Miguel Molina en las percusiones.

Luego de dedicar Flor del Canelo a sus mujeres importantes, Gepe cerró la primera parte de su concierto con la explosiva y colorida Bomba Chaya. Pero quedaba más, su último concierto de la década llegaría con Platina, La Vertiente y Hambre, para cerrar a lo grande y ganar la batalla contra el angustiante calor.

Una noche en que el calor se rindió ante la frescura de los sonidos y colores de un Gepe que se consolida como una de las cartas fuertes del pop chileno, con un repertorio colorido, fresco y maduro. Totalmente adecuado para combatir un seco y caluroso verano.

Gepe en Trotamundos Quilpué – 22 de diciembre 2019

  1. Prisionero
  2. Marinero Capitán
  3. Bacán tu Casa
  4. Joane
  5. Invierno
  6. Fruta y té
  7. Fiesta Maestra
  8. Deja la vida volar 
  9. Alfabeto
  10. Cacharpaya
  11. TKM
  12. Por la ventana
  13. Hablar de ti
  14. Flor del Canelo
  15. Solo
  16. Arráncame el corazón
  17. Bomba Chaya
  18. Platina
  19. La Vertiente
  20. Hambre
Comentarios

CONTENIDO RELACIONADO