Camila Moreno y la maternidad: "No sé si voy a seguir haciendo lo que hago, está todo muy abierto"

CAMILA MORENO

El pasado martes 10 de mayo, Camila Moreno arremetió en la ceremonia de los Premios Pulsar 2016 al llevarse tres galardones. La artista se convirtió en la protagonista de una jornada donde no sólo triunfó en “Álbum del año”, “Canción del año” y “Mejor artista Pop”, sino que dejó ver el embarazo de su primer hijo. Debido a esto, la autora de Tu mamá me mató tomará un receso musical desde el próximo 25 de junio, fecha en que se despedirá de los escenarios con un gran show en el Teatro La Cúpula.

Estás embarazada de tu primer hijo ¿Has compuesto en este estado? ¿Qué sentimientos estás traspasando a esa música?

Uy, de todo. Realmente yo compongo de una manera súper desordenada. Me cuesta mucho hablar porque la música no tiene tanto lenguaje para mí. No sé, momentos, emociones. Me siento emocionada, me siento triste, me siento feliz con mi pareja, siento miedo, tantas cosas. Siento éxtasis, que nada tiene más importancia que esto, que nada de lo que yo pensaba que era importante realmente lo es. Las cosas perdieron gravedad y la música en ese sentido no sé adónde me va a llevar por eso, como de adónde puede llegar esa sensación de que las cosas importan realmente tan poco.

El tema de la maternidad es muy recurrente en ti, no por nada tu último disco se llama “Mala madre”. Es algo muy potente dentro de lo personal tuyo ¿Qué es lo que esperas de ti después de que nazca tu hijo?

Espero darle mucho amor. Espero poder enfocarme en mi maternidad y mi embarazo. Y eso, realmente espero tener una vida tranquila.

¿Te vas a dar un tiempo fuera de los escenarios?

Sí.

¿Quieres vivirlo a fondo?

De todas maneras, para mí es lo más importante ahora. No sé qué va a pasar en el futuro, pero me imagino que va a seguir cada vez más así.

CamilaMoreno-Entre2

Dijiste que te vas a tomar un tiempo, pero tú sigues componiendo, es un proceso que nunca muere ¿Cuáles son tus próximos planes?

Ahora lo que más me tiene trabajando es el tema de La Cúpula, el 25 de junio. Esa es mi meta a corto plazo y ese es mi momento como de despedirme de los escenarios por un buen rato.

Pero en el tema de la grabación de un nuevo disco… ¿Tienes para harto rato?

No, no sé. No sé qué va a pasar por la vida. No sé si voy a seguir haciendo lo que hago, está todo muy abierto.

Tu performance en vivo es muy intensa, requiere de gran esfuerzo físico y el show de La Cúpula es el último tuyo quizás hasta cuando ¿No te preocupa que ese esfuerzo pueda afectar en tu embarazo?

No, porque yo sé lo que estoy haciendo. Ya sé protegerme.

Estas son tus primeras entrevistas después de los Premios Pulsar, donde fuiste la gran triunfadora de la noche ¿Fue una sorpresa? ¿Es lo que esperabas?

Fue una sorpresa, sí. No lo esperaba. Siento varias cosas, como una mixtura. Por un lado como agradecimiento a mis pares que valoraron lo que yo estaba haciendo, el trabajo hecho. Por otra parte, incómoda por el tema de la dinámica de la competencia. Como que los Premios instan a la competencia y la competencia no creo que sea algo positivo en ninguna forma. 

¿Pero te parece una buena idea la de los Premios Pulsar? Llevada más allá de la competencia, de reconocer el mérito

Sí, creo que eso es sobretodo lo que me gusta, tener un poco de retroalimentación.

¿Qué opinas sobre haber ganado como “Mejor Artista Pop”? Sobre todo siendo que no es el género que más te identifica…

Es que yo creo que todos los géneros son cualquier hueá. O sea, el pop, el folk… A mí me aburre demasiado el encasillar. Creo que está muy pasado de moda también, o sea, la Ella Fitzgerald se enojaba porque le decían que hacía Jazz. Ella necesitaba que le dijeran que hacía música no más, daba lo mismo el estilo que estuviera haciendo. Lo que pasa es que cuando te encasillan en un estilo después te sales de ese lugar y todo el mundo queda como marcando ocupado. Si yo mañana me pongo a hacer Heavy Metal, qué pasa (ríe). Es probable que lo haga igual. 

camila moreno

¿Cómo fue subirse con Eduardo Gatti?

Bacán, ya hemos trabajado juntos varias veces y me encanta, lo admiro y lo respeto mucho. 

Los otros grandes ganadores de los Pulsar fueron los Niños del Cerro, quienes se llevaron el premio a “Artista Revelación” ¿Qué te parece esa nueva escena que se está gestando?

La verdad no he escuchado mucho, he escuchado como canciones sueltas de cada una de las bandas, no siento que pueda opinar realmente, pero cualquier cosa nueva que pase creo que es positiva. Y también siento que son cosas pasajeras, todo es tan pasajero en verdad. 

¿Crees que podría morir esa escena?

Todo puede morir. Yo puedo morir sobre todas las cosas.

¿Pero tú crees que pueden morir si es que no se consolidan, si es que no salen del nicho en que están metidos?

Yo creo que todo puede morir. Puede morir el mundo, puede morir Beyoncé y creo que puedo morir yo. Por lo mismo, totalmente puede morir cualquier cosa que salga de cualquier lugar. La fama es pasajera, lo que uno tiene que concentrarse es en hacer un trabajo que perdure. Y para eso hay que trabajar mucho, mucho, mucho, mucho. Y ser testarudo y seguir trabajando. 

camila moreno

Hace poco estrenaste el videoclip de “No parar de cerrar, no parar de abrir”, que fue grabado en el Cementerio Católico. Tú eres la co-directora de ese vídeo y fue la primera vez que participas en la dirección de uno de tus clips ¿Cómo fue eso estar al mando? Porque tu padre siempre ha estado metido en el área audiovisual.

Sí, lo dirigimos con mi papá que trabaja en el mundo audiovisual y yo siempre estuve bien cerca con ese mundo por eso, desde chica. Fue un trabajo súper bonito, fue fácil, fue fluido. Fue súper intenso y súper difícil el día del rodaje, bien extremo todo, estábamos cagados de frío. Y co-dirigir mi vídeo en realidad tiene todo el sentido, porque yo ya lo venía haciendo la verdad, de una u otra manera; como estar un poco en control de las cosas que van pasando. Pero fue un vídeo que a mí me gusto mucho y tuvimos que convocar mucha gente y al final fue un clip súper colectivo, y eso fue muy bacán.

El cementerio una vibra muy paranormal ¿Fue muy fuerte eso?

Sí, es muy rara la vibra que hay ahí. Es muy buena igual, es muy cinematográfica de por sí. Pero lo más fuerte, para mí por lo menos, fue el tema de estar mojada desde las 9 AM hasta las 9 PM, y subir y bailar, y después tener que bajar y hacer lo mismo. Por lo menos lo hicimos siete veces. Y el cementerio en ese momento quedaba de lado, y dónde se hacía presente eran las caminatas desde ahí hasta la salida, que eran como quince minutos caminando porque es gigante. Y ahí pasas por todas las tumbas, todos los nombres. Igual a mí siempre me ha gustado la relación con la muerte, es tan misterioso y tiene algo como nostálgico y romántico que no sé, a mí me gusta estar ahí en el cementerio.

Danny Daniel preguntó en Facebook lo siguiente: ¿Qué incidió que tu padre estuviera comprometido en la campaña del “No”?

Mmm, realmente más incidió que mi padre hiciera “Teleanálisis”. En mucho, yo viví toda mi infancia con un rollo político súper fuerte y con un papá bien activo en ese sentido. Y después me crié viendo esos vídeos, son súper fuertes. De ahí viene también la conciencia social que tengo, o las influencias de cómo me cae la política.

¿Qué estás escuchando ahora? Qué podrías recomendar…

El último disco de Sufjan Stevens (Carrie & Lowell, 2015), me encanta.

Comentarios

CONTENIDO RELACIONADO